Exige el PAN en el Senado desaparecer poderes en Guerrero; el CEN lo avala

0
163

 

El grupo parlamentario del PAN en el Senado anunció ayer que iniciará un procedimiento para solicitar la desaparición de poderes en Guerrero, pero no lo había hecho debido a la oposición de la dirigencia nacional panista.

Sin embargo, anoche el Comité Ejecutivo Nacional del PAN dio su respaldo en forma unánime a la solicitud de desaparición de poderes exigida por su bancada en el Senado.

-Publicidad-

El CEN está de acuerdo en que se discuta la permanencia o no en el cargo (de Aguirre) en los términos previstos en la Constitución. Lo que busca el PAN es dar cauce institucional a esta demanda de miles de ciudadanos, que exigen la separación del cargo del gobernador, dijo Ricardo Anaya en conferencia de prensa.

Antes del pronunciamiento de la dirigencia panista, Roberto Gil Zuarth sostuvo que no se puede echar abajo la decisión adoptada por la mayoría de los senadores, y Javier Lozano sostuvo: el CEN del PAN no manda aquí.

En tanto, la dirigencia del PRD, que hasta ayer mantenía su respaldo incondicional al gobernador Ángel Aguirre Rivero, consideró que el mandatario debe evaluar su permanencia en el cargo.

El presidente del PRD, Carlos Navarrete, confió en que en estas horas Aguirre esté evaluando la circunstancia de su gobierno de manera puntual.

Dijo que corresponde al gobernador de Guerrero evaluar su permanencia en el cargo ante el agravamiento de la crisis en la entidad tras la desaparición de 43 estudiantes de Escuela Normal Rural de Ayotzinapa.

Luego de un encuentro con el dirigente panista Ricardo Anaya en Casa Lamm, Navarrete, que en días pasados acudió a Guerrero para respaldar a Aguirre, ayer dijo que el PRD no protege a nadie ni cierra los ojos ni los oídos ante las presiones generadas por el caso.

La renuncia, cuestión de horas

Todo esto en medio de versiones en las otras bancadas de que es cuestión de horas que Aguirre renuncie al cargo.

Por la mañana, el coordinador de los senadores panistas, Jorge Luis Preciado, sostuvo que no hay gobernabilidad en la entidad, como lo demuestra no sólo el caso Ayotzinapa, sino un clima generalizado de violencia, el mayor índice de criminalidad del país y violaciones constantes a los derechos humanos, por lo que presentarán una solicitud para que el Senado, con base en su facultad constitucional, desaparezca los poderes en Guerrero.

Preciado fijó esa postura después de una reunión a puerta cerrada en la que la mayoría de los senadores panistas se opuso a la instrucción del presidente del PAN, Ricardo Anaya, de bajar el tono en el caso Guerrero.

Anaya declaró en Casa Lamm que sí es posible la desaparición de poderes en Guerrero, porque la situación es de máxima gravedad. Sin embargo, consideró que se requiere una solución de Estado, no partidista, con altura de miras. Por la noche pidió llamar a Preciado y al coordinador de los diputados, José Isabel Trejo, quien expresó su desacuerdo con la desaparición de poderes.

Por este motivo, la solicitud formal de desaparecer poderes en Guerrero no fue presentada a las siete y media de la noche, como habían anunciado.

Por su parte, el presidente del Senado, Miguel Barbosa, aclaró que se dará trámite a la solicitud del PAN, ya que ni la mesa directiva ni el PRD se opondrán a que se analice la demanda panista. Aquí no se trata de arrinconar a una fuerza política para ver si se atreve a decir que no en un hecho tan lamentable:

Barbosa agregó que todos reprueban los hechos de Iguala, pero hay que ver si la desaparición de poderes que propone el PAN es la salida jurídica requerida.

A su vez, el coordinador del PRI, Emilio Gamboa, señaló que es un tema que no han discutido en su bancada, y consideró que la atención debe centrarse en buscar y encontrar a los 43 desaparecidos en lugar de estar pensando políticamente.

Además, el PAN exigió la destitución del titular de la Procuraduría General de la República (PGR), Jesús Murillo Karam, por no haber actuado a tiempo, ya que sabía de la infiltración del narco en la presidencia municipal de Iguala y no hizo nada, explicaron.

El senador Javier Corral recalcó que le retiraron la confianza al procurador y el presidente Enrique Peña Nieto debe hacer lo mismo y removerlo, con la finalidad de enviar un mensaje de combate a la impunidad. La actuación de Murillo, sostuvo, deja mucho que desear no sólo en Iguala.


There is no ads to display, Please add some

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí