Oposición que alcanza…

0
219

Por lo visto en las últimas encuestas publicadas en distintos medios de comunicación impresa, el Movimiento Regeneración Nacional (Morena) no cuenta con condiciones políticas excepcionales, sino que sigue la tendencia observada en la gran mayoría de los gobiernos federales que se han presentado desde nuestra transición a la democracia. Tendencia en que la gestión comienza con altos niveles de popularidad y, conforme avanza el sexenio, estos tienden a la baja de manera natural por el desgaste de gobernar, así como por la incompatibilidad entre los recursos públicos limitados y las altas expectativas ciudadanas. Más aun en situaciones de crisis económicas, hayan sido o no detonadas por variables nacionales, como solía suceder de manera recurrente en las administraciones del siglo pasado.

Hoy, a medio sexenio, la aprobación presidencial se encuentra en un 59%, en promedio. Un nivel a todas luces robusto, pero de la misma magnitud al concedido a Vicente Fox y a Ernesto Zedillo en el tercer año de sus respectivas administraciones, e incluso al de Felipe Calderón, al encontrarse su indicador dentro del margen de error de muestreo aleatorio. Por la débil recuperación de la economía mundial e incertidumbre de la evolución sanitaria del covid-19, será previsible que el contexto imponga condiciones adversas a la calificación popular al gobierno.

De cara a la elección presidencial de 2024, la competitividad electoral de Morena, además, se podría ver impactada en la falta de aprobación a las distintas políticas públicas federales. Si nos atenemos a los mismos datos de los estudios de opinión pública difundidos, la inseguridad, la falta de dinamismo económico, la corrupción, así como los riesgos a la salud son los principales problemas del país en la percepción ciudadana —nada nuevo bajo el sol, dado que gran parte de este listado también lo fue para administraciones anteriores—; sin embargo, las acciones para dar solución a estos y otros rubros de política pública no terminan de ser bien valoradas por amplios segmentos ciudadanos. Por ejemplo, las encuestas muestran que seis de cada diez mexicanos no tienen una buena opinión de la política económica, como tampoco 66% de los ciudadanos sobre la estrategia de seguridad.

Ambos factores, en los siguientes años, podrían generarle a Morena la tormenta perfecta que llevaría a los electores a ver una contienda mucho más competitiva de lo previsible. Una señal de ello son los techos que están encontrando los aspirantes presidenciales de ese partido en las encuestas, especialmente la jefa de Gobierno de la Ciudad de México. Ha sido por demás notoria la estrategia de posicionamiento que desde semanas recientes viene instrumentando la doctora Claudia Sheinbaum en su legítima búsqueda de ver su nombre inscrito en la boleta de 2024.

-Publicidad-

Sólo que, a pesar de los respaldos a sus programas de gobierno, las entrevistas con medios internacionales y los eventos públicos de alto perfil en distintos puntos del país, su candidatura no consiguió despertar mayor interés y, por el contrario, sus ventajas competitivas se redujeron frente al avance de otros aspirantes. Una señal nada positiva si se recuerda que, como producto de la evaluación de su gestión y un buen desempeño de los candidatos de oposición en la capital, Morena perdió seis alcaldías bajo su control. Entre ellas, bastiones muy importantes como lo es Cuauhtémoc o demarcaciones donde logró persuadir a votantes distintos a los de su base, como Miguel Hidalgo. A menos de tres años de la elección federal, sin duda alguna, el techo de crecimiento de la precandidata más afín al régimen debe tener prendidas las señales de alerta en su cuarto de guerra.

  • Y aquí es donde el reflector vuelve al terreno de la oposición. A la oportunidad de construir liderazgos y una agenda con capacidad de persuasión a nichos de votantes que hace tres años le dieron la espalda y, en consecuencia, mayor posibilidad de triunfo en la elección presidencial. La mesa está puesta y nace la pregunta: ¿Oposición que alcanza, gana?

There is no ads to display, Please add some

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí