París: el histórico acuerdo sobre el clima

0
206

El acuerdo de París es el primer pacto en el que tanto naciones desarrolladas como países en desarrollo se comprometen a gestionar la transición hacia una economía baja en carbono.

El día de ayer, 195 países alcanzaron en París uno de los acuerdos más esperados de nuestra época. Al finalizar el último día de un proceso de negociaciones que inició en México hace cinco años, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon dijo: “Cuando los historiadores miren hacia atrás este día, dirán que la cooperación global para garantizar un futuro que estuviera a salvo del cambio climático, dio un dramático giro aquí en París”.

Y es que después de no pocas complicaciones para conciliar los contrastantes intereses, capacidades y necesidades de los países desarrollados, en vías de desarrollo y menos adelantados, ayer por fin se definió un camino por el cual todos debemos andar para afrontar lo que es quizás la mayor amenaza de nuestro tiempo.

El acuerdo de París es el primer pacto en el que tanto naciones desarrolladas como países en desarrollo se comprometen a gestionar la transición hacia una economía baja en carbono. De los 195 países que son parte de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, 186 han presentado voluntariamente medidas para, entre los años 2025 a 2030, reducir las emisiones de gases de efecto invernadero o bien, dependiendo del caso, aumentarlas a un ritmo más lento de lo que lo hacen ahora. No será un esfuerzo sólo para los países desarrollados, sino para todos. Asumir que el cuidado del planeta es una responsabilidad de todos, es la base del trabajo por venir.

-Publicidad-

El objetivo general del cuerdo es “Mantener el aumento de la temperatura media mundial muy por debajo de 2 oC con respecto a los niveles preindustriales, y proseguir los esfuerzos para limitar ese aumento de la temperatura a 1,5 oC con respecto a los niveles preindustriales, reconociendo que ello reduciría considerablemente los riesgos y los efectos del cambio climático”.

Para lograr lo anterior, los países se comprometen a fijar cada cinco años sus objetivos nacionales para reducir la emisión de gases de efecto invernadero. 186 de los 195 países participantes en la cumbre ya lo han hecho. El texto establece que los países desarrollados seguirán ofreciendo apoyo financiero a los países en desarrollo para ayudarles a reducir sus emisiones y adaptarse a los efectos del cambio climático, aunque no hace mención a montos específicos.

El acuerdo mantiene el principio de “responsabilidades comunes pero diferenciadas” que implica que el nivel de compromisos de los países tanto en reducción de emisiones como en aportaciones económicas para alcanzar el objetivo de evitar que el incremento de la temperatura supere los 2 grados centígrados, así como para ayudar tanto a la adaptación al cambio climático como a la mitigación de sus efectos, será en función de sus capacidades respectivas, a la luz de las diferentes circunstancias nacionales. Es decir que el nivel de compromisos de los países desarrollados será mayor que el de los países en desarrollo y menos adelantados.

Vale la pena destacar el significativo trabajo de México en la construcción del acuerdo como facilitador de las negociaciones de los artículos relativos al  financiamiento, mitigación y adaptación. Una vez más, nuestro país es reconocido como actor relevante de la comunidad internacional, lo cual nos honra a la vez que nos compromete.

Sin duda, el acuerdo de París es un enorme éxito producto de la conciencia sobre el peligro que nuestra propia existencia como humanidad corre y que nosotros mismos hemos provocado. Este acuerdo pone, igualmente, en nuestras manos la posibilidad, corregir y de asegurar la vida misma para las futuras generaciones.


There is no ads to display, Please add some

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí