México en el mundo

0
205

Las consecuencias de las decisiones de política exterior son tan relevantes para cualquier Estado que en la mayoría de los casos es una de las materias a las que se aplican sistemas de contrapesos y mecanismos de control parlamentario, es decir, mecanismos que impiden que el Presidente de la República, su canciller o cualquier otro funcionario del gobierno tome ciertas decisiones importantes por sí solo. A través del ejercicio de la facultad que tiene el Senado para aprobar los tratados internacionales que el gobierno firma y la de ratificar el nombramiento de embajadores, cónsules y representantes ante organismos internacionales se genera una corresponsabilidad entre el Poder Ejecutivo y el Legislativo en la definición de la política exterior de México.

En concordancia con las facultades anteriores, se encuentra la de analizar de manera permanente la política exterior que desarrolla el gobierno, para lo cual el Senado cuenta con ocho comisiones de Relaciones Exteriores que conforman el grupo base de Senadores que día a día damos cumplimiento a dicha facultad de análisis y quienes, en días pasados, gracias a la iniciativa y al respaldo del senador Miguel Barbosa Huerta, llevamos a cabo un ejercicio inédito y por demás productivo. El foro México en el mundo fue el espacio en el que durante cuatro días reflexionamos de cara al país sobre el estado actual, los retos y las oportunidades de la política exterior mexicana, pero también fue un signo de la profesionalización que ha alcanzado el Senado en este campo y de la consolidación de la coordinación interinstitucional entre éste y la Cancillería.

En cuanto al segmento de asuntos multilaterales México en la ONU reflexionamos sobre cuatro de los grandes desafíos a los que la humanidad de hoy debe dar respuesta a riesgo de sucumbir ante ellos: desarrollo, cambio climático, drogas y crimen, paz y seguridad.

-Publicidad-

En materia de desarrollo, el reto de definir este mismo año una agenda universal, incluyente y comprensiva que contemple los tres ámbitos del desarrollo: económico, social y ambiental es crucial para intentar revertir los efectos de un modelo económico que no sólo no ha logrado erradicar la pobreza extrema, sino que ensancha y ahonda cada vez más la brecha de desigualdad entre los que lo tienen todo y los que nada tienen.

En cuanto a cambio climático, este 2015 es igualmente importante porque es cuando la comunidad internacional está emplazada a acordar nuevos compromisos vinculantes para evitar que el calentamiento global se incremente en dos grados, después de la era preindustrial, lo cual sería catastrófico. Los compromisos que deben adoptar los países para reducir las emisiones de carbono, que son las que contribuyen al calentamiento global, así como para mitigar y adaptarse a los efectos del clima, que ya son un hecho, deben adoptarse con un sentido de urgencia y de ambición.

Otro de los retos cruciales para el mundo es el combate al crimen organizado transnacional y sus  atroces actividades: terrorismo, tráfico de armas, tráfico de personas y tráfico de drogas, en el cual centramos uno de los paneles del foro. La sesión especial de la Asamblea General que México, Guatemala y Colombia convocaron en 2016 parte del reconocimiento de que la actual estrategia internacional para afrontar el problema mundial de las drogas no está funcionando. Pasar de un enfoque punitivo a un enfoque integral de salud y de Derechos Humanos con énfasis en la prevención es fundamental para cambiar la estrategia a una más eficaz.

En el campo de paz y seguridad internacionales, México ha reincorporado a su agenda, como uno de los temas de mayor relevancia, la propuesta de un tratado de abolición de las armas nucleares, porque la existencia de casi 17 mil ojivas nucleares listas para detonarse sigue representando una amenaza latente para la humanidad. Por otro lado, el relanzamiento de la propuesta de reforma al Consejo de Seguridad de la ONU para hacerlo funcional es otro asunto fundamental.

En todos estos asuntos los senadores mexicanos también hemos contribuido. Desde la promoción entre parlamentos de todo el mundo de nuestra ley nacional de cambio climático; la intensa campaña de ratificación del Tratado sobre el Comercio de Armas; nuestra adhesión al llamado parlamentario para la abolición de las armas nucleares de la organización internacional ICAN; o nuestra propuesta a la Unión Interparlamentaria para que en su seno se inicie una discusión formal sobre la forma en la que los parlamentarios podemos sumarnos al debate sobre cómo afrontar el problema mundial de las drogas; pasando por nuestros aportes a las discusiones internacionales sobre cooperación al desarrollo, nuestro trabajo y compromiso han sido patentes. 

Enhorabuena por este foro México en el mundo, que abona a la mejor comprensión y difusión de la política exterior por parte de la sociedad y que nos ayudará a cumplir mejor nuestras obligaciones en esta materia.


There is no ads to display, Please add some

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí