Por la vida y a favor de la vida

0
195

Vivir en comunidad, de entrada, es sinónimo de pluralidad, empezando por la de pensamiento. De tal suerte, que hay diferentes maneras de explicarse los hechos, las situaciones, los aconteceres.

Afirma el viejo refrán que “cada cabeza es un mundo”, y sin duda que es válida la aseveración.

Como sociedad plural, entonces, unos pensamos de una manera y otros de otra. Tomar partido por una postura a favor de algo o en contra, según sea el caso, nomás “porque sí”, o porque es lo que está de moda, o porque la mayoría está de acuerdo, o por razones de otros aunque no se esté convencido de ellas, verbi gratia, pues es poco inteligente.

-Publicidad-

Se ha anunciado por parte del Gobernador del estado, enviar una Iniciativa para la despenalización del aborto en Coahuila. Y enseguida, porque el tema no tiene nada de sencillo, someterlo a consulta. Lástima que castigar a ladrones y vividores del erario público, que roban sin recato alguno a los coahuilenses, o que especulan con recursos públicos en financieras de tracaleros de su misma ralea, y/o se hacen de “fortunotas” de la noche a la mañana, no por arte de magia, sino por sinvergüenzas, no forme parte de las prioridades, ni de los objetivos a alcanzar en la entidad, pero ¿qué tal la promoción del aborto? ¿qué tal dar muerte a embriones humanos, que según sus altos intelectos, no son humanos? ¿qué tal promover el aborto bajo la consigna de “nosotras parimos, nosotras decidimos”? Es muy fácil decidir sobre una vida ajena, porque será muy su cuerpo, ni duda cabe, nada más que al que privan de la vida NO ES SUYO.

La Constitución mexicana en su artículo 1o. establece que todas las personas gozarán de los derechos humanos reconocidos en esta Constitución y en los tratados internacionales de los que el Estado Mexicano sea parte, así como de las garantías para su protección… Y abunda en su párrafo tercero: Todas las autoridades, en el ámbito de sus competencias, tienen la obligación de promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos de conformidad con los principios de universalidad, interdependencia, indivisibilidad y progresividad. En consecuencia, el Estado deberá prevenir, investigar, sancionar y reparar las violaciones a los derechos humanos, en los términos que establezca la ley.

LA VIDA es el PRIMERO DE TODOS LOS DERECHOS HUMANOS, por ello su protección y su defensa SON ASUNTO DE ESTADO.

Científicamente, como lo ha expresado el profesor Alfred Kastler, Premio Nobel de Física, “la vida humana comienza en el momento de la fecundación, en el momento de la fusión del espermatozoide con el óvulo”. Y Jean Rostand, biólogo francés, subraya: “El hombre entero se encuentra ya en el óvulo desde el momento en que éste es fecundado: todo el hombre con todas sus potencialidades”. Y Jérome Lejeune, premio Nobel también, y catedrático de Genética Fundamental en la Sorbona: “Aceptar el hecho de que, tras la fertilización, un nuevo ser humano ha comenzado a existir no es una cuestión de opinión, es una evidencia experimental”. En el cigoto ya hay una vida “distinta” a la del óvulo y a la del espermatozoide. No es un tumor de la mujer, sino un ser distinto de ella. Y tiene derecho a continuar con su desarrollo, y nacer y crecer y desarrollarse. TIENE DERECHO.

Por ley debiera decretarse la educación sexual, para padres e hijos, con sanciones para el que no asista – porque en nuestra cultura lo voluntario no va – que peguen en el bolsillo, porque es el único sitio en el que duelen, y adicionarse trabajo comunitario, ese duele más. Y en la escuela, para directivos, maestros, auxiliares y alumnos, con carácter obligatorio, y ya entrados en gastos, que los burócratas y patrones, empleados y trabajadores de la iniciativa privada sean sujetos también. Eso es invertir en desarrollo humano. La sexualidad es intrínseca a la naturaleza humana, pero también debe serlo ejercerla con responsabilidad, que a ese objetivo destine muchos billetes la actual administración. Y que se estrenen los nuevos diputados con ordenamientos jurídicos de avanzada, no con la legalización de muerte de inocentes en absoluto estado de indefensión. Matar es matar, un nacido y un no nacido son seres humanos, no lo perdamos de vista.


There is no ads to display, Please add some

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí