El “vamos bien” de YSQ tiene en estado laboral crítico a 13.6 millones

0
285
Empleo informal

En 2021 el mercado laboral en México logró recuperar terreno, luego de la catástrofe económica provocada por la pandemia en 2020. Sin embargo, los empleos que se han recuperado en su mayoría son considerados como precarios, de acuerdo con el reporte trimestral de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo publicados por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Entre el segundo trimestre de 2020 y el cierre del 2021, la población ocupada creció a 11.3 millones de personas, para un total de 56.6 millones de trabajadores. Sin embargo, de ellas 13.6 millones (24% del total) están en condiciones críticas de ocupación. En el último trimestre de 2019, justo antes de la pandemia, esta cifra era del 18.8%.

Para considerar una ocupación como condiciones críticas de ocupación incluye a personas que trabajan menos de 35 horas a la semana por razones ajenas a sus decisiones, o bien que trabajan más de 35 horas semanales con ingresos mensuales inferiores al salario mínimo y las que laboran más de 48 horas semanales ganando dos mínimos.

De acuerdo con el Inegi, los factores que incidieron en el crecimiento de condiciones críticas de ocupación destaca que la mayoría de personas que han regresado a trabajar lo hicieron en el sector informal, con salarios menores a los de un empleo formal.

-Publicidad-

En el cuarto trimestre de 2021 el ingreso laboral promedio de la población ocupada fue de 6 mil 284.85 pesos al mes. Mientras los ocupados formales reportaron un ingreso mensual de 8 mil 951.91 pesos. En cambio, las personas que trabajan en un empleo informal promediaron ingresos por 4 mil 379.58 pesos, casi la mitad de los primeros, de acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

En 14 estados, entidades la tasa de condiciones críticas de ocupación fue más alta que la media nacional. Chiapas tiene el porcentaje más elevado con 44.6%, seguido de Tlaxcala, con 37.2%; Tabasco, 31%; Puebla, 29%; así como Campeche y Veracruz, con }28.7%. Mientras que los estados con menores niveles de ocupación en ingresos y horas trabajadas fueron Baja California Sur, con 11.8%; Sinaloa, 12.8%; Jalisco, 14.0%, y Nuevo León, con 14.2%.

Al contabilizar las áreas metropolitanas, donde el mercado de trabajo está más organizado el 21.4% de la población ocupada en las 39 ciudades encuestadas están en condiciones críticas de ocupación, es decir, 5.8 millones de trabajadores.

De estas 39 ciudades o zonas metropolitanas, 15 tienen una tasa superior de trabajos en condiciones críticas, encabezadas por Tapachula y Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, con 39.9% y 33.9%, respectivamente; Tlaxcala, tiene 34.4%, Acapulco, 32.8% y Oaxaca, 29.1%.

Por su parte la zona metropolitana de la Ciudad de México concentra 2.52 millones de trabajadores en condiciones laborales críticas (27.2% del total) así como 43.6% del total de 39 ciudades.

Las zonas metropolitanas con menores niveles de precariedad en ingreso y horas trabajadas fueron Hermosillo, con tasa de 8.8%; Culiacán, con 9.3%; Chihuahua, 10.4%; Guadalajara, 11.3%, así como Querétaro, y Saltillo, ambas con 12.6%.

 

 


There is no ads to display, Please add some

Deja un comentario