Coordinadores

0
265

El nombramiento de coordinadores parlamentarios es un reflejo de lo que sucede en los partidos. Normalmente se procura que quienes están al mando de las bancadas, tanto en el recinto de los diputados como en el Senado, estén en armonía con quienes presiden los partidos.

En el PRD han decidido ratificar a Miguel Barbosa como coordinador de la bancada de ese partido en el Senado. Tiene lógica. A pesar de que Barbosa ha mostrado que su verdadera vocación es la de vocero del gobierno peñista, es un hombre que ha generado una imagen de diálogo y ecuanimidad que tanta falta le hace al perredismo. Es un político sin exabruptos que gusta de la amabilidad y de dar entrevistas en las que no dice nada pero en las que cae muy bien.

Caso aparte es la decisión que vayan a tomar en San Lázaro, donde están apuntados un chucho y un ex chucho. Jesús Zambrano no se siente satisfecho con lo que ha hundido a su partido y cree que todavía lo puede llevar a niveles más ignominiosos. Guadalupe Acosta es un político habilidoso que podría dar una imagen distinta. A ver qué pasa porque ahí no hay presidente.

-Publicidad-

En el PAN hay sorpresas. A Madero, que en algún momento romántico —recordemos que su ilusión era retirarse como Greta Garbo— dijo que a él le dieran la presidencia de la comisión de grupos vulnerables, parece que le van a tomar la palabra y ahí lo van a dejar. Hay quien habla de parricidio. Dicen que Anaya ha hecho lo que tiene qué hacer un político que sube: acabar con su mentor. Pero sucede que hay pleito para saber quién es el tutor del nuevo presidente del PAN. Anaya se pasea con la cabeza sangrante de Madero, mientras algunos delincuentes blanquiazules se sienten traicionados y otros tantos voltean a ver a Moreno Valle como su verdadero mentor, pero al que también, dicen, ya traicionó. Y ya hay uno que ha dejado sentir que es “la mano aristocrática que mece la cuna”, ni más ni menos que el caballero don Santiago Creel Miranda. Pleitos por la paternidad de la criatura. Por lo pronto, Anaya nombró coordinador de diputados a Marko Cortés, un panista joven como él, que no le hará competencia. Si Anaya es estructurado y fluido, Cortés es elemental y balbucea. Lo más relevante que tiene es que su nombre se escribe con K. En el senado panista todo apunta a una rebatinga.

En el PRI, nada pasará porque todo es Manlio. Emilio Gamboa seguirá de coordinador de los senadores. Juntos han hecho una pareja memorable en la política. Lo mismo han sido Batman y Robin que Manolín y Shilinsky. Gamboa funcionará como eco de Manlio. Y en el caso de San Lázaro, nadie en su sano juicio piensa que César Camacho tomará las decisiones. Manlio seguirá siendo coordinador.

Es la tónica del sexenio: los de los problemas son la oposición.


There is no ads to display, Please add some

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí