Toque Crítico:  No más diálogo simulado ni injusticia laboral

0
316

 Por: Martín Esparza Flores

La justicia laboral en la 4T transita en simuladas vías paralelas y señalizados contrasentidos; por un lado, desde el más alto nivel del Poder Ejecutivo se reitera que debe prevalecer el interés y derechos de la clase trabajadora, pero desde las diversas instituciones públicas un buen número de funcionarios dinamitan a diario las buenas intenciones contenidas en el discurso oficial.

El neoliberalismo antilaboral no se ha ido y prueba de ello en que lejos de solucionarse desde el aparato gubernamental los diversos conflictos e injusticias, por doquier se agrede a los sindicatos independientes y democráticos, preservando la corrupción y antidemocracia de las añejas organizaciones corporativas.

Tanto la Reforma Laboral y el Capítulo en la materia del T-MEC, lo mismo que los convenios internacionales firmados con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), serán letra muerta si no se aplica un verdadero cambio de rumbo que permita el pleno ejercicio de derechos como la libertad sindical, la contratación colectiva y el derecho de huelga, así como la garantía al trabajo y la estabilidad laboral.

-Publicidad-

Como ocurría en los sexenios panistas y priístas, donde la tecnocracia neoliberal se la pasaba dando largas a la solución de los conflictos, buscando no afectar intereses creados, a pesar del daño que se le causaba al nivel de vida de miles de trabajadores, se siguen empleando tácticas dilatorias y leguleyas para enredar en los acostumbrados laberintos burocráticos las soluciones de fondo.

Por tal razón, diversas organizaciones sociales y sindicales estamos exigiendo que más allá de la aparente voluntad al diálogo y la instalación de mesas de negociación, así sean al más alto nivel, deben concretarse demandas que no admite más dilaciones, como lo son un regreso a clase con los protocolos que cuiden la salud tanto de padres de familia, como alumnos y trabajadores, tal y como propone la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

También demandamos el respeto a la histórica Cláusula de Jubilación del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM), que garantice una vejez digna a las y los trabajadores; además, la reinserción laboral en la CFE de las y los trabajadores en resistencia del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), y el cese a la campaña de criminalización y judicialización de funcionarios de la Comisión Federal en contra de sus dirigentes, así como el seguimiento de las mesas de trabajo entre el SME y el Gobierno Federal.

Debe darse solución a la Asamblea Nacional de Usuarios de la Energía Eléctrica (ANUUE), en su lucha por el borrón y cuenta nueva para todos los usuarios en huelga de pagos a la CFE, dado que el origen de esta injusticia deviene de los cobros indebidos, originados tras el cierre de Luz y Fuerza del Centro en octubre del 2009.

En una declaración conjunta, hemos dejado establecido además la exigencia del respeto a diversos contratos colectivos como el del Sindicato de la Unión de Trabajadores del Instituto de Educación Media Superior (SUTIEMS), la entrega de nota a nuevas organizaciones como el Sindicato Unitario de Trabajadores de la Universidad Autónoma de Puebla (SUNTUAP), la reinstalación de trabajadores despedidos en la Universidad de Colima y la solución huelgas como la de Notimex. Decimos sí al diálogo, pero con solución a las demandas legítimas de los trabajadores.

 


There is no ads to display, Please add some

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí