¿Y la política exterior? ¿Qué proponemos en el Senado?

0
266

El respeto al derecho ajeno es la paz

Benito Pablo Juárez García

 

En un libro publicado en 2005, ya clásico dentro de la literatura sobre la política exterior mexicana, Emilio Rabasa Mishkin sintetiza en siete los principios que han guiado las relaciones de México con otros países, según lo consagrado en sus constituciones: autodeterminación de los pueblos, no intervención, solución pacífica de controversias, proscripción del uso de la fuerza en las relaciones jurídicas internacionales, igualdad jurídica de los Estados, cooperación internacional para el desarrollo, y lucha por la paz y la seguridad internacionales. Los siete principios tienen origen y razón en nuestra historia independiente: México combatió durante siglos los intentos de otras naciones, tanto europeas como de Estados Unidos, por invadir y apoderarse del territorio mexicano, así como de influir en la decisiones del Estado mexicano.

-Publicidad-

En las últimas décadas las autoridades y legisladores mexicanos hemos debatido el papel que México debe tener en el concierto internacional. Nadie cuestiona los principios, pero sí hay desacuerdos respecto de la manera y alcance en que éstos deben ponerse en marcha. Para algunos, a juzgar por su discurso, México debe mantener una posición de bajo perfil; para otros, es tiempo de desplegar mayor nivel de actividad y liderazgo.

En días pasados, durante las reuniones previas al inicio del período ordinario de sesiones, los senadores del PAN presentamos, analizamos y concordamos un programa de trabajo común en materia de relaciones exteriores. Entre nuestras prioridades destacangenerar y aprovechas escenarios internacionales para fortalecer y ampliar la participación de México; profesionalizar el trabajo de los representantes de México en otras naciones y en foros y organismos internacionales; promover la armonización legislativa de nuestro país con los tratados y acuerdos internacionales; impulsar, con mayor ahínco, la protección de los infantes en todo el orbe; salvaguardar los derechos de los migrantes mexicanos y de los migrantes en territorio nacional; y combatir crímenes internacionales como la trata de personas, la pornografía o el lavado de dinero.

Los senadores panistas acordamos que el Senado debe tener un papel más activo en el seguimiento, control y supervisión de la política exterior mexicana. Con ese fin, promoveremos una nueva Ley de Protección Consular, revisaremos los criterios y mecanismos pare el nombramiento de embajadores y cónsules; solicitaremos información directa e inmediata por parte de nuestros representantes en organismos internacionales y en organismos multilaterales, y -entre otras cosas- abogaremos por la plena transparencia y rendición de cuentas del Servicio Exterior mexicano.

El grupo parlamentario del PAN en el Senado de la República está convencido de que nuestro país debe asumiruna posición activa, participativa y con mayor liderazgo. En las relaciones exteriores con América del Norte, por ejemplo, es urgente promover la diversificación de las áreas de comercio e inversión exterior, así como profundizar en los temas de medio ambiente, infraestructura y responsabilidad fronteriza y, por supuesto, protección de derechos humanos.

Hacia América Latina creemos que es tiempo de que México sea proactivo, no sólo en las instancias internacionales, sino como factor de equilibrio y estabilidad regional. Tenemos experiencia en ello: en el pasado hemos colaborado con la gestión de paz y cooperación, con base en nuestros principios de colaboración, soberanía y no intervención.


There is no ads to display, Please add some

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí