Diez millones

Juan José Rodríguez Prats

Nivel de incompetencia

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

En 2018 viene la madre de todas las elecciones. Se van a disputar tres mil 637 cargos, desde la renovación del Poder Ejecutivo federal y varios estatales hasta más de dos mil ayuntamientos, pasando por diputados locales, así como también por la totalidad de diputados federales y senadores.

El castigo de las personas capaces que no quieren participar en política
es tener que sufrir el  gobierno de los incapaces.
Platón

A nuestra endeble democracia le está fallando, gravemente, el cedazo para seleccionar hombres y mujeres que ejerzan el poder. Se están colando en todos los niveles de gobierno y en todos los partidos políticos personajes que ni remotamente se aproximan al perfil o a los requerimientos para los cargos de elección popular.

Al PRI le urgía retornar al poder sin importar el precio. El PAN asimiló las prácticas priistas más rudimentarias. La autodenominada izquierda ha llevado al poder políticos incapaces cuya soberbia ha afectado, seriamente, la gobernabilidad.

Leer más...

El reto del PAN

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Tomas tu vida en tus manos y ¿qué pasa?
Una cosa terrible: no hay a quién culpar.
Erica Jong

Hay que esmerarse en no perder nuestra capacidad de asombro, no resignarnos a ver lo que sucede como algo normal o con el repetido estribillo del porfirismo: “En México no pasa nada y cuando pasa, no pasa nada”. Lo normal es lo que corresponde a la norma y por lo tanto, lo más frecuente. En nuestro caso no es así; por ello, nuestro deber es denunciar lo que desde nuestra perspectiva está mal.

Felipe Calderón, al asumir el poder y olvidando principios y tradiciones panistas, acosó de tal forma a Manuel Espino, que lo hizo renunciar antes de terminar su periodo como dirigente. Se dio entonces el primer caso de presidente de “dedazo” en el PAN con Germán Martínez Cázares (experto en “egocracia”), quien tuvo el valor de renunciar ante su fracaso en las elecciones de 2009. El presidente Calderón, para que no hubiera duda, impuso a su exsecretario particular, César Nava, quien siguió hundiendo al partido.

Leer más...

La ineficacia de la ley

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Da tristeza que sean los jóvenes quienes estén minimizando este hecho. La justificación radica en una expresión reflejo de la falta de cultura de la legalidad: “Todos lo hacen”. Esa condescendencia con los actos inmorales nos está hundiendo cada vez más, especialmente ahora con la globalización.

Que el derecho constitucional deje de ser la poesía del derecho.
Miguel Estrada Iturbide.

Nunca ha tenido México tantas leyes, tantas instituciones y tantos organismos “autónomos” y nunca hemos estado tan mal. Tal parece que la generación de leyes es directamente proporcional con los malos resultados.

Podría ya bautizarse al siglo XXI como el de la mensurabilidad, “que se refiere a la cualidad del atributo, fenómeno, etc. de ser medido”. En otras palabras, todo puede ser medido y comparado. Tristemente, cuando se dan a conocer resultados, México sigue cayendo en las mediciones en todos los órdenes.

Leer más...

La transición empantanada

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Los discursos de Aurelio Nuño y de Osorio Chong no pueden ser más discordantes. Uno afirma que la Reforma Educativa es irreversible y el otro cede ante las exigencias magisteriales. Es, verdaderamente, esquizofrénico. La incongruencia es el mayor defecto de un gobierno.

En el sistema político mexicano, el eslabón más débil es el político.
Fabrizio Mejía

Siempre fui malo para el deporte, me encantaban el futbol y el beisbol, pero nunca fui un jugador siquiera regular. Como espectador, me gustaba escuchar a El mago Septién relatar los juegos de este último deporte. Repetía machaconamente: “Contra la base por bolas no hay defensa”. Es cierto, quien la recibe puede ir con paso lento a la primera base sin ningún riesgo.

El mismo efecto tiene decir la verdad: contra la verdad no hay defensa. Por más que se quiera manipular o dar otra versión, el efecto es letal. Eso hemos visto este sexenio: el gobierno ignora señalamientos y acusaciones o se contestan con tal ambigüedad que sólo consiguen deteriorar aún más su imagen. Los escandalosos casos de corrupción no han tenido una explicación clara. Por el contrario, pedir perdón es un reconocimiento explícito de la veracidad de las imputaciones. Los discursos de Aurelio Nuño y de Osorio Chong no pueden ser más discordantes. Uno afirma que la Reforma Educativa es irreversible y el otro cede ante las exigencias magisteriales. Es, verdaderamente, esquizofrénico. La incongruencia es el mayor defecto de un gobierno, provoca desaliento en la ciudadanía y estimula la desconfianza. Pretender así consolidar la democracia es, prácticamente, imposible.

Leer más...

El dilema de Lujambio

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

¿Por qué Calderón hizo declinar a Lujambio? De acuerdo con algunos priistas, la posible candidatura de Alonso les preocupaba. Sabían que un debate con Peña Nieto sería fatal. Luego entonces, ¿lo hizo para proteger a éste o creyó que podía triunfar su delfín?

¿Qué hacer? ¿Romper el diálogo? ¿Continuarlo bajo otras bases? ¿Seguir estira y afloje?
El nerviosismo de Christlieb va en aumento.  Sus cálculos renales también.

Alonso Lujambio

Sé que al escribir esta columna toco fibras sensibles, pero hay que desentrañar la política, airear la vida pública, develar lo que hay detrás de la fachada de nuestra corrompida democracia. México requiere de la verdad, mínima exigencia para empezar a corregirnos.

Un excelente ensayo describe el momento en que el PAN asumió una verdadera vocación de poder. Inició con una relación amistosa y de respeto entre Gustavo Díaz Ordaz y Adolfo Christlieb Ibarrola. Dio sus primeros frutos con los diputados de partido. Acción Nacional reconoció el triunfo de aquel y decidió apoyarlo en todo lo que fuera bueno para México. A su vez el gobierno reconocería los triunfos panistas obtenidos en las urnas. Se rompió el pacto, ante los triunfos de Mérida y Hermosillo, y se regresó en 1968 a las viejas prácticas. Christlieb sintió una enorme pesadumbre, al percibir que había embarcado al PAN en un acuerdo incumplido.

Leer más...

Peña Nieto vs. PRI

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Existe un enorme malestar en las filas priistas a pesar de haber acatado la imposición de Enrique Ochoa, quien no trae un discurso aglutinador ni un proyecto en torno al cual el Partido Revolucionario Institucional reencuentre el rumbo. Incurre, además, en una colosal mentira al afirmar que 99.99% de los priistas son honestos.

Todos los observadores sinceros —aun los que militan   en el PRI— convienen en considerarlo (…)
como el más conservador de los partidos de nuestra escena política.

Alejandro Gómez Arias, octubre de 1955.

El PRI no nació, como los partidos democráticos, de la ciudadanía. Es memorable el discurso del presidente Plutarco Elías Calles (01/09/28) para convocar a la formación de partidos y pasar del sistema de hombres indispensables y caudillos al de instituciones y leyes. Su actitud fue contraria a este postulado, pues ejerció en los hechos el Maximato al designar a cuatro presidentes: Emilio Portes Gil, Pascual Ortiz Rubio, Abelardo L. Rodríguez y Lázaro Cárdenas. Este último fortaleció la institución presidencial. Si bien restringió su ejercicio a un sexenio, no la despojó del privilegio de elegir sucesor, Manuel Ávila Camacho, quien como bien señalara Daniel Cosío Villegas, haría un gobierno totalmente diferente al de su antecesor. Cárdenas sería el último presidente revolucionario sustentado en el nacionalismo.

Leer más...

Sentido común

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

No se enseña a los hombres a ser razonables y se les enseña todo lo demás.
Pascal

Dos personajes de total y diferente pensamiento político coinciden en una idea fundamental. El papa Francisco encuentra enfermedades en sus colaboradores y Jesús Reyes Heroles habla de las patologías de los priistas. Ambos se referían a los pecados capitales: soberbia, envidia, avaricia, pereza, ira…

Cuando estas grandes fallas de la condición humana se dan en el poder público, se daña a los pueblos. Toda proporción guardada y desde mi humilde posición de analista, diría que en la política mexicana está agravándose una patología de la mayor peligrosidad: la pérdida del sentido común, concepto utilizado por Aristóteles para definir aquellas cosas elementales que identifican a los seres humanos y les permiten una relación pacífica y armoniosa. Pondré varios casos.

Leer más...