Nutriseg-control-temperatura-compostas

Diego Fernández de Ceballos

Diego Fernández de Cevallos Ramos. Nace en México, D. F., el 16 de marzo de 1941. es un abogado y político mexicano, miembro del Partido Acción Nacional, que se ha desempeñado como diputado federal, senador de la República y candidato a la Presidencia de México en 1994.

 

 

Aún tiene tiempo

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Si usted analiza el repudio al “gasolinazo”, hallará que primero fue contra el Presidente, como responsable de las políticas que adopta su gobierno, pero pronto la sociedad dirigió sus baterías, también, a la alta burocracia, los partidos políticos y todo lo que sea o parezca institución de gobierno en sus distintos niveles. El aumento de precios fue la gota de hiel que derramó, una vez más, el vaso.

La medida gubernamental solamente desbordó  “el estado de ánimo social”, saturado de impotencia y coraje ante los errores, mentiras, abusos, dispendios y descarados latrocinios de muchos funcionarios y políticos. Jamás alcanzará el agua que debe regresar a todos si unos cuantos dicen almacenarla en una coladera.

Leer más...

Por mi parte, está bien

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Sumarse, con información suficiente, al repudio ante un acto de gobierno es lícito y puede ser un deber ético. Sin ese requisito hallaremos incomprensión, manipulación o mala fe.

Los atropellos de muchos gobernantes tienen a la sociedad lacerada, oprimida y en busca de cambios radicales, principalmente porque buena parte de la llamada clase política sigue haciendo ostentación obscena de abusos.

La actual turbulencia nuevamente acredita que pueblo y gobierno viven y reaccionan en función de las coyunturas. Cada problema se analiza, juzga y decide de manera aislada, ignorando algunas veces las causas mediatas e inmediatas que lo generan, y sin valorar diversas posibilidades y sus consecuencias. Por eso surgen ocurrencias, desatinos, confrontaciones y queda insatisfacción permanente, nutrida de verdades a medias y mentiras totales. De unos, para justificar sus yerros; de otros, para embaucar; quedando en medio ciudadanos de buena fe.

Leer más...

'La regla de platino'

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

La capacidad de asumir perspectivas más amplias y profundas puede llevarnos a expresiones más elevadas de las normas éticas tradicionales. La regla de oro, por ejemplo, reconocida por la mayoría de las tradiciones religiosas, afirma esencialmente la necesidad de ‘tratar a los demás como nos gustaría ser tratados’. Pero, cuando uno alcanza otra perspectiva, puede darse cuenta de que el modo en que le gustaría ser tratado difiere del modo en que los demás quisieran ser tratados. Esa comprensión, precisamente, ha alentado la “regla de platino”, según la cual, es necesario ‘tratar a los demás como a ellos les gustaría ser tratados’. De este modo, la “regla de platino” honra la amplia diversidad de sensibilidades y estructuras de conciencia, pidiendo a los practicantes éticos avanzados que asuman la visión de los demás y actúen desde ahí. El filósofo Karl Popper articuló la “regla de platino” cuando dijo: Aunque la regla de oro sea un buen estándar, puede ser mejorado tratando a los demás, SIEMPRE QUE SEA POSIBLE, del modo en que a “ellos” les gustaría ser tratados. (Las mayúsculas son mías).

Leer más...

Abandono y acoso imperdonables

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Fuerte, justo y apremiante fue el reclamo.

No es la primera vez que el secretario de la Defensa Nacional, general Salvador Cienfuegos, llama al Poder Legislativo —y en lo concerniente al Ejecutivo— para definir con claridad y precisión cuál ha de ser el desempeño de las fuerzas armadas. Inquirió: ¿quieren que regresemos a los cuarteles?, lo haremos gustosos y de inmediato. Dijo que sería el primero en levantar, no una, sino las dos manos para regresar a sus tareas constitucionales. (Igual se ha expresado el secretario de la Marina Armada de México, almirante Vidal Francisco Soberón.) ¿Quieren que continuemos en labores que corresponden a las policías estatales y municipales?, que se nos dote de un marco jurídico que precise dónde, cómo y cuándo debemos actuar.

Leer más...

Que le suceda como a los burros

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

El resultado de las elecciones estadunidenses sacudió al mundo y no pronto se recuperará la calma.

Frente a la algarabía de los que votaron por Trump, gobernantes de muchos países, analistas profesionales y ciudadanos de todas partes hemos deambulado entre la sorpresa, la frustración, la incertidumbre, el agravio, el temor, el pánico y la coincidencia de la necesidad de defendernos.

Leer más...

Todos lloran por él

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Todos somos únicos e irrepetibles, pero algunos son extraordinarios y trascienden su tiempo. Sus luces y sombras los hacen inmortales, aunque sus cuerpos terminen incinerados.

Fue enorme el valor y la audacia de Fidel Castro, acompañado del Che Guevara y un grupo de cubanos, para derrocar en 1958 a Fulgencio Batista, sátrapa que hizo de la isla botín de canallas y —negocio de por medio— prostíbulo barato para los yanquis.

Triunfó la Revolución… pero llegó para quedarse, arrasando derechos humanos. Fue patriótica la defensa de Cuba frente a la criminal y obcecada agresión del imperio norteamericano. Conforme al catecismo comunista, la lucha era “por la emancipación del pueblo”, al grito de ¡PATRIA O MUERTE!, ¡HASTA LA VICTORIA, SIEMPRE!

Leer más...

Mientras se va o… 'lo echan'

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Va para usted una propuesta que me parece excelente, con la salvedad de que hay muchos funcionarios honestos y serviciales. Se difundió en las redes y su autoría la desconozco:

ANTE LA ADVERSIDAD EL TALENTO.- Me despertaré y me daré cuenta que mi mundo ha cambiado. No porque un idiota ha llegado a gobernar la nación más poderosa del mundo. No porque las bolsas de valores se han caído ni porque las monedas del mundo se han debilitado, o porque las economías se abrumarán o porque la tensión mundial aumentará. Hoy me depierto ante la realidad de un juego nuevo, nuevas reglas, nuevas oportunidades, nuevos retos. El área de confort que nos aletarga se ha trastocado, es hora de pensar, pensar y pensar.

Leer más...

Lo sucedido y lo que vendrá

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Una de las principales características de la democracia formal —o sea, la simplemente legal— es la INCERTIDUMBRE, tanto en los resultados de las competiciones por los cargos públicos, como respecto del comportamiento que tendrán los que accedan a ellos.

El caso reciente —y de consecuencias impredecibles— es el norteamericano: un millonario sinvergüenza y primitivo, hasta hace un año desconocido en el ámbito político y sin experiencia alguna de gobierno, recogió del bajo mundo de su país los sentimientos de odio contra razas, pueblos y gobiernos enteros, atizó el justificado descontento de sectores blancos, y poco ilustrados, por la situación económica que padecen, desafió a las grandes corporaciones económicas y financieras de Estados Unidos y del mundo, hizo alarde de su misoginia lépera y cobarde, mintió a placer, vomitó estupideces (como negar el calentamiento global) injurió, calumnió y amenazó a sus contendientes internos y a su partido, también a la señora Clinton, al presidente Obama y su gobierno... y arrasó con todo y con todos... y cuenta con la mayoría republicana en las dos cámaras legislativas. Hoy preside a un país dividido por el odio, pero el más poderoso de la Tierra, y puede oprimir en cualquier momento el botón que desate una nueva conflagración mundial. A eso suele conducir la democracia cuando es meramente formal.

Leer más...

No perderlos, para no buscarlos

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Por Carlos Puig llegué al libro de Sara Sefchovich: ¡Atrévete! Propuesta hereje contra la violencia en México (Aguilar 2014).

Socióloga e historiadora, investigadora y profesora de la UNAM, articulista y escritora varias veces premiada —que nada recibe como cuota de género— describe la violencia que padecemos, las diversas teorías al respecto, las estrategias seguidas y sus fracasos, las recomendaciones y su inviabilidad, el incumplimiento histórico del Estado y la costumbre de la mayoría de los mexicanos de optar por la ilegalidad. Proporciona datos estadísticos y formula una propuesta razonable y lógica, sugiriéndola como parte de las acciones de la sociedad y el gobierno para reducir el número y brutalidad de los crímenes.

Leer más...

Un ejemplo para todos

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Con frecuencia ocuparé este espacio para hablar de las mujeres en la vida de México.

Cierto que la llamada “cuota de género” ha ido superando obstáculos inadmisibles, pero esa fórmula tiene algo de humillante para ellas. En efecto, “conceder” o “asegurar”, por ley o reglamento, un lugar al ser humano en razón de su sexo entraña discriminación.

¿Por qué? Porque toda actividad, en lo social, debe decidirse exclusivamente por la idoneidad intrínseca del sujeto, o sea, su honestidad, inteligencia, conocimientos, experiencia, habilidad, salud mental y física, y demás prendas; jamás, por ser hombre o mujer.

Leer más...

¡Otra vez la botarga!

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Según el Diccionario de la Lengua Española, BOTARGA es el que viste ridículamente en representaciones teatrales, y de esa manera se ha llamado, a sí mismo, el encapuchado subcomandante” que en 1994 declaró la “guerra” al Estado mexicano y, no obstante haber asesinado soldados, el gobierno lo protegió en la sierra y en su recorrido por el país, conocido como Zapatur. Y la ley —para oprobio de las fuerzas armadas y de la Nación— lo reconoce como “ejército”.  ¡Viva México!

Leer más...