Diez millones

Contingencias 2017

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

La temporada de calor llego este año tarde a la Ciudad de México, pero lo hizo junto con las altas temperaturas y las contingencias ambientales también llegaron. El año pasado las contingencias hicieron su aparición a mediados del mes de marzo y a consecuencia de estas, el ciudadano fue el pagano por los sin sentidos que las autoridades ambientales tanto locales como federales cometieron.

En este espacio hemos señalado reiteradamente que los principios científicos con los cuales los políticos hacen sus muy "sesudos" comentarios, críticas y propuestas sobre la contaminación atmosférica, están tan alejados de la realidad como lo está el Peje de la honradez.

La confusión sobre el significado de términos técnicos ha propiciado que la manera en que se entiende el problema de la CDMX sea contradictoria entre los datos duros que a diario recolecta la misma urbe, y lo que creen que interpretan las autoridades.

El año pasado se dio una disputa entre la Secretaría encargada de los problemas ambientales del ámbito federal y la homóloga de la Ciudad de México. Rafael Pacchiano, federal, presuroso mandó hacer una nueva Norma Oficial Mexicana de Emergencia para, según él –en primer lugar- hacer frente a la contingencia y, en segundo y de manera simulada, golpear políticamente al gobierno de la Ciudad de México.

La Comisión Ambiental de la Megalópolis (CAME) también utilizó las contingencias como ariete político en contra de la Ciudad de México, primero declarando que era urgente que en la Megalópolis se debía endurecer y hacer valer las normas oficiales y después ignorándolas olímpicamente.

La CAME también es la encargada de decretar los estados de contingencia ambiental y haciendo uso de esa facultad decreto que en las contingencias del año pasado salieran de la circulación más de un tercio del parque vehicular del la Ciudad de México y Zona Metropolitana, lo que provocó gran descontento por parte de la ciudadanía porque la medida demostró ser completamente ineficaz, pues aún con un tercio de los autos detenidos la contaminación se agravó y se prolongo por varios días más.

Muchas voces se hicieron oír denunciando la ineficacia del programa Hoy No Circula y de eso hablaremos el día de hoy ¿sirve o no sirve el programa Hoy no Circula para combatir la contaminación de la Ciudad de México?

Tanto el gobierno de la Ciudad como el federal sostienen que los automóviles particulares son los responsables de la contaminación que padecemos los habitantes de la Megalópolis, afirman que en la Ciudad de México circulan a diario "5.3 millones de vehículos del cual el 80% está conformado por autos particulares" (Tanya Müller en la Mesa de Trabajo de la ALDF de marzo de 2016) lo que significa que hay 4.24 millones de vehículos particulares. Afirman también que estos millones de autos particulares son los responsables del 80% (?) de la contaminación existente.

Rafael Pacchiano titular de la Secretaria del Ambiente federal el 16 de marzo de 2016 en el programa Primero Noticias dijo, "esta contaminación se da por un incremento en el parque vehicular de toda la Megalópolis (Estado de México, Ciudad de México, Hidalgo, Puebla y Tlaxcala)".

En aquella oportunidad, Pacchiano aprovecho para culpar a un juez que declaró discriminatorio que automóviles "viejos" de particulares, que a pesar de cumplir con las normas vigentes, se les impidiera circular:

"Teníamos una modernización del Hoy No Circula que ponía limitaciones a ciertos automóviles que no deberían de circular todos los días, que hoy si lo están haciendo, y esto obviamente está aumentando las concentraciones de ozono".

El Centro Mario Molina, la misma fecha, también se manifestó afirmando que: "la fuente que más contribuye a la contaminación en la ZMVM es el transporte; los vehículos particulares generan la mayor parte de los precursores de ozono y son la segunda fuente de emisión de partículas finas, sólo después del transporte pesado a diesel. En el Valle de México se tiene una flota cercana a los 5 millones de vehículos, que ha crecido en la última década a una tasa promedio anual de 3.8%”.

Termometros-refrigeracion-avaly-01

Tenga calma estimado lector, las citas terminaron, ahora veremos algunos cosas que los políticos y muchos activistas ambientales pasan por alto intencionalmente. El primer gran problema con la lógica gubernamental es precisamente lo que ellos llaman el hecho innegable de que los autos son los causantes de la polución de la Ciudad.

Lo cierto es que por los años 80 hubo un supuesto estudio en el que se afirmó que los responsables de la contaminación eran los autos y de manera mágica se le asignó un porcentaje a la participación que tienen los mismos en la polución. Desde ese entonces no ha habido ningún cambio en esa apreciación, se repite y se repite como mantra, a pesar de que los motores de combustión interna han sufrido mejoras muy importantes, veamos lo que Tanya Müller declaró

"Uno de los contaminantes que provoca el ozono son los óxidos de nitrógeno son uno de los contaminantes que se revisan cuando tu vas a verificar, hoy en día te permiten 1000 ppm (partes por millón), la tecnología de los vehículos más nuevos nos permite reducir eso, hoy las emisiones reales pues suelen ser alrededor de 60 y 100 ppm..."

Müller declara que lo permitido son 1000ppm de óxidos de nitrógeno y que los autos hoy en día solo emiten entre 60 y 100 ppm, luego entonces, es un hecho que a pesar de que los automóviles han demostrado ser mucho más eficientes de lo que la misma Norma Oficial Mexicana (NOM) exige ¿por qué se sigue culpando a los mismos?

Otra cosita que no cuadra en lo que experimentamos día a día ¿por qué razón si se sacan de la circulación varios cientos de miles de autos adicionales, cada vez de que se declara una contingencia en vez de disminuir la contaminación esta aumenta y se prolonga por varios días?

El argumento de que hace mucho calor y eso favorece la reacción fotoquímica para la generación de ozono ¿por qué aumenta el ozono si hay menos precursores en el ambiente?

La respuesta es simple, los autos no son los culpables.

Otro término con el cual se confunden mucho los políticos y sus asesores es el de "Viento Dominante". Entre lo que creen que dice el término y lo que realmente es, hay una enorme diferencia.

Muchos científicos y por lo tanto muchos asesores de políticos creen que cuando se dice "Viento dominante" significa que es el viento que sopla más frecuentemente en una dirección pero están en un error, "viento dominante" es la dirección del viento que sopla con mayor intensidad o fuerza, esto significa que si hay un viento que viene del norte a 100 km. por hora y dura un lapso de 5 minutos, ese será el viento dominante, a pesar de que durante todo el día el viento sople en otra dirección con una menor intensidad o fuerza, este último se denomina "viento reinante".

Müller, Pacchiano y demás sequito se apoyan en esa equivocada creencia del viento dominante para aplicar sus sesudas normas, políticas ambientales y disposiciones.

¿Estos políticos sabrán que los vientos reinantes en la Ciudad de México en estas temporadas a nivel de piso siempre son de Sur, Sur-Suroeste y Suroeste? Si lo saben y lo ocultan, habla de su calidad moral y si no lo saben, entonces esto habla de la calidad académica de sus asesores.

¿Saben estos políticos que el Volcán Popocatepetl a diario emite a la atmósfera entre 1 millón y 600 mil toneladas diarias? No hay error, entre 1 millón y 600 mil toneladas DIARIAS de CO2.

Los asesores de los políticos dirán que eso no afecta en nada a la polución del Valle de México ¿pero estos asesores pueden demostrarlo?

Los análisis recientes muestran que mucho de ese CO2 y otros gases precursores de ozono terminan en el Valle de México.

 

@EnriqueDavilaV