Diez millones

Elecciones 2017: Escenarios electorales: Estado de México

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

Toca el turno al Estado de México en esta revisión que hacemos acerca de los procesos electorales que tendrán lugar este año. La entidad mexiquense cuenta con el padrón electoral más grande del país y nunca ha sido gobernada por otro partido que no sea el PRI.

Panorama en votos

Para muchos analistas, la joya de la corona en cuanto a los procesos electorales 2017 es el Estado de México, a grado tal que hay quien afirma que si el PRI pierde la elección a gobernador también se puede despedir de la Presidencia en 2018. Por el número de electores con los que cuenta la entidad, se piensa que si la administración estatal cambia de partido los votantes también lo harán, algo que sin duda no es cierto.

            Pero en caso de una derrota, el tricolor puede despedirse de una fuente de financiamiento importante para la elección federal de 2018, algo que sí afectará el desempeño de dicho partido en el corto plazo, en particular si tomamos en cuenta que la mitad de las gubernaturas están en manos de la oposición.

            Por lo visto, el PRI no tiene de que preocuparse en estos comicios. La maquinaria electoral priísta se mantiene bien aceitada en tierras mexiquenses, además de darse el lujo de contar con varios precandidatos que buscan competir, como es el caso de Alfredo del Mazo, Lilia Herrera y Carlos Iriarte.

            Sin duda, el PRI está preparado para el reto que supone una elección que al menos en el papel luce competida.

            La realidad es que la oposición en la entidad está dividida y centrada en defender las pocas posiciones que tienen. En el caso del PAN, no cuentan con figuras de peso para presentarlos como candidatos. La idea de postular a Josefina Vázquez Mota se enfrentó a su desidia y al escándalo relativo al financiamiento que su fundación recibió del gobierno federal.

            Además de lo anterior, el panismo mexiquense se encuentra dividido y ha ido perdiendo gobiernos municipales y legisladores locales, por lo que ha dejado de ser opción para pelear, por sí mismo, la gubernatura.

            En cuanto al PRD, también muestra fisuras internas que evitan que se pueda negociar una alianza con el PAN para enfrentar unidos la campaña electoral. El único personaje que aparece como opción para encabezar una candidatura es Alejandro Encinas, pero ni con la unión con el PT y MC tendría posibilidades de acercarse a la victoria.

Nutriseg-control-temperatura-concretos

            Morena buscará con Delfina Gómez la gubernatura, y si bien puede avanzar en cuanto a votos recibidos, es evidente que la estrategia de dicho partido en la entidad es crecer, esperando capitalizar el descontento respecto a la situación económica del país y los actos de corrupción del gobierno estatal.

            El PRI acudirá a la campaña electoral de la mano del PVEM y Nueva Alianza, buscando repetir la actuación de hace seis años en la cual Eruviel Ávila como candidato obtuvo poco más del 60% de los votos emitidos, razón por la cual desde la oposición se pide una alianza para enfrentar al tricolor, pero si en la pasada elección tanto el PRI como el gobierno estatal maniobraron para evitarla, no tiene por qué ser diferente en esta ocasión.

            Así, se espera que la campaña electoral sea entre 4 candidatos con una gran dosis de acusaciones entre ellos. Las filtraciones estarán a la orden del día buscando desacreditar a los adversarios.

            Temas como la inseguridad en la zona metropolitana a la Ciudad de México, el alza de los precios de la gasolina y la corrupción de la clase política local serán los asuntos que pueden dominar la campaña.

            Sin duda, la atención de la prensa estará centrada en este proceso electoral, en el cual las maquinarias clientelares se mostrarán ocupadas en conseguir el voto de sus agremiados, gastando tanto dinero como sea necesario, porque si en algún estado esta fórmula ha servido para construir las victorias de los últimos mandatarios esa es, sin duda, el Estado de México.

Entidad: Estado de México.

Padrón

Gubernatura

Alcaldías

Diputaciones

11,357,014

1

-

-

Partidos con registro

10: PAN, PRI, PRD, PVEM, PT, MC, Morena, PNA, PES, Partido Virtud Ciudadana

 

La entidad que atrae más la atención en esta época electoral es, sin duda, el Estado de México, la cual no ha conocido otro gobierno estatal que los emanados del PRI. La pasada elección a gobernador, la alianza del PRI con PNA y el PVEM ganó con el 61.7% de los votos, dejando en el segundo lugar a la coalición del PRD, PT y MC con el 20.96% y el PAN con el 12.28%.

            La participación ciudadana hace seis años fue de apenas 46.15% de los electores registrados en la lista nominal, que en 2011 sumaba poco más de 10.5 millones.

            Un dato interesante, que refleja el dominio tricolor en el estado, se refleja en la votación obtenida por distrito electoral. En donde obtuvo la menor votación, fue el XVIII de Tlalnepantla con el 50.58%, en tanto que en el que obtuvo la más alta fue en el XII de El Oro con el 73.13% de lo sufragios.

 

@AReyesVigueras